FISCALES MUNICIPALES “A PONER SUS BARBAS A REMOJAR”

Por Sergio Mejía Cano

A finales de los años 80 del siglo pasado, un maquinista de patio se vio involucrado en un accidente ferroviario por lo que el oficial encargado de hacerle la investigación para deslindar responsabilidades le dijo que lo iba a correr, a lo que el maquinista le respondió que no era caballo; y al insistir el oficial que su caso ameritaba la destitución del servicio, el maquinista encogiéndose de hombros contestó que entonces se iría a vender elotes a la central camionera.

Tampoco puedes, le dijo el oficial de la empresa ferroviaria, porque tienes que estar afiliado a la CNOP, a la CTM, a la CROC o mínimo al PRI para que te dejen vender, y pertenecer a una agrupación de vendedores fijos, semi fijos o ambulantes dentro del entorno de la central camionera, así que no la tienes fácil compa, fueron las palabras del oficial ferroviario.

Más o menos en ese tiempo, cierto día al llegar a la estación del ferrocarril aquí en Tepic, varias muchachas que esperaban los trenes de pasajeros para subirse a vender diversos productos mientras permanecían aquí dichos trenes estaban como escondidas tanto en la sala de espera como dentro de algunas de las oficinas de la estación. Al preguntarles el porqué, comentaron que porque ahí andaban los fiscales queriendo quitarles sus mercancías y no dejarlas vender.

Al darse cuenta el Jefe de Trenes en turno, le comentó al Jefe de Estación esta situación, por lo que ambos fueron a hablar con dichos fiscales, quienes en forma altanera aducían que para vender ahí en la estación nada más tenían derecho las personas que tenían sus puestos en el andén. El jefe de estación les dijo a los fiscales que esas mismas personas que tenían su puesto semi fijo contaban con la ayuda de otra gente para ofrecer sus tacos y enchiladas con pollo a los pasajeros arriba de los coches porque había algunos de ellos que no podían bajar a comprar. Y los fiscales montados en su macho no cedieron, así que al ver la prepotencia con la que estaban actuando estos fiscales, el jefe de trenes se les plantó enfrente y con voz fuerte les dijo que se fueran mucho a la fregada de ahí porque estaban en terreno federal, así que se iban o les traía al ejército para que los echaran y además, les pidió el oficio correspondiente para que ejercieran su trabajo en terreno federal.

Al ver la actitud y firmeza del jefe de trenes, los fiscales optaron mejor por retirarse. Hecho esto las muchachas vendedoras que estaban escondidas salieron sonrientes de donde estaban. Llegó el tren de pasaje y todo volvió a la normalidad como si nada. Ya no se supo nunca que los fiscales del H. Ayuntamiento hayan hecho acto de presencia alguna vez más.

Todo esto viene a colación debido a que en el portal de internet nnc.mx de este jueves 17 del presente mes, viene una nota referente a una confrontación entre el diputado local Jorge Armando Ortiz Rodríguez, más conocido como “Fugio” y el jefe de fiscales del H. Ayuntamiento de nombre Ramiro, debido a que los fiscales municipales estaban molestando a un vendedor de tacos de canasta que estaba en la esquina de la avenida México esquina con Abasolo, por lo que Fugio entró al quite para defender al vendedor ambulante, y de ahí el desaguisado.

Ahora gracias a las dichosas redes sociales mucha gente se da cuenta de cómo muchos vendedores ambulantes son víctimas de personal de los Ayuntamientos de diversos puntos del país  cuando les quitan o tiran sus mercancías y en ocasiones que hasta les decomisan su equipo para la venta de lo que ofrecen. Así que lo que estaban haciendo los fiscales ya no es nuevo para gran parte de la población que ha sido testigo de cómo obstaculizan a gente que se anda ganando la vida lícitamente, pero como no cuentan con el “respectivo permiso”, los fiscales con prepotencia absoluta no los dejan a estos vendedores que saquen algunos centavos para dar de comer a sus familias.

Cada día que pasa está quedando más y más gente desempleada y sin visos de que puedan encontrar trabajo en algún lado ya sea por la edad o por no tener la capacidad necesaria, etcétera, por lo que por lo mismo está creciendo el ambulantaje y el comercio informal. Así que el mismo presidente municipal qué pensará que irá a hacer toda esa gente que tiene contemplada de dejar sin trabajo en el H. Ayuntamiento a su cargo; y no nada más trabajadores del Edil, sino de otras tantas partes que cada día que pasa entran a engrosar las filas del desempleo. Así que estos fiscales deberían de poner sus barbas a remojar.

Sea pues. Vale.

0
0
0
s2sdefault

Escribir un comentario

COMENTA, NOS INTERESA TU OPINIÓN SOBRE EL ARTÍCULO


rss

feed-image Entradas del canal electrónico

Free Joomla templates by L.THEME