Nellie Happee Y Carlos López

RECIBEN PREMIO “BENEFACTOR DE LAS ARTES 2019”

>> Al finalizar la función de Giselle, a cargo de la Compañía Nacional de Danza, en el marco del festival Danzatlán; participó además la bailarina rusa Kristina Kretova.

Redacción

Por su contribución en la formación dancística de niñas, niños y jóvenes, así como por el trabajo coreográfico desempeñado a lo largo de su carrera, Nellie Happee y Carlos López recibieron el Premio Benefactor de las Artes que entrega la Fundación Elisa Carrillo Cabrera, A.C., en colaboración con el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) y el Gobierno del Estado de México.

La ceremonia se realizó el sábado 13 de julio en la Sala Principal del Palacio de Bellas Artes al concluir el Festival Danzatlán 2019 con el ballet Giselle de Anton Dolin ejecutado por la Compañía Nacional de Danza, y la participación de la bailarina rusa Kristina Kretova, solista del Ballet Bolshói, como protagonista.

En el acto, la Directora General del INBAL, Dra. Lucina Jiménez –quien acompañó a Elisa Carrillo–, expresó que este premio es un “espacio de reconocimiento a maestros de la danza mexicana que han sido parte de la memoria escénica de nuestro país, pero que, por fortuna, los tenemos hoy de manera vital” y agregó que para la institución es un privilegio colaborar para que se lleve a cabo.

“Son dos grandes creadores que han sido pilar, no sólo en la formación de las actuales generaciones de bailarines, sino también constructores de grandes coreografías que forman parte tanto de la Compañía Nacional de Danza, como de muchos escenarios internacionales donde han participado.

Al ponderar la entrega de los galardonados señaló:

“Nellie Happee, bailarina, coreógrafa, maestra, metodóloga, formadora de generaciones de bailarines, así como a Carlos López, quien, desde su natal Guadalajara, ha transitado por todos los escenarios internacionales, fue el primer maestro que egresó del sistema de la Royal Academy of Dance de Londres y ha creado más de 27 coreografías, de las cuales 17 son parte del repertorio de la Compañía Nacional de Danza”.

La titular del INBAL se refirió a Elisa Carrillo, codirectora artística de la Compañía Nacional de Danza: “No sólo te has destacado como una gran bailarina a nivel internacional, sino que, sobre todo, devuelves a tu país aquello que en algún momento sembró en tu corazón el deseo de dedicarte a la danza. Esa generosidad está representada hoy en la entrega de este premio”. Añadió que, junto a ella, el INBAL coadyuva al “esfuerzo por la renovación de las actuales generaciones de bailarines y por el reconocimiento de aquellos quienes han heredado a nuestros escenarios y a las escuelas de la danza mexicana su pasión, entrega, conocimiento y experiencia”.

Por su parte, Marcela González, secretaria de Cultura del Estado de México, aseveró que “es un verdadero orgullo que hoy concluya Danzatlán. A través de este festival la bailarina mexicana quiso llevar la danza a todos lados y hacernos sentir lo que con ésta se puede lograr: la armonía, emoción, cohesión entre mexicanos y entre hombres y mujeres del mundo. La danza nos hace vibrar, nos logra transformar en nuestra mejor versión. Es gracias a gente como los homenajeados que hoy nos sentimos profundamente orgullosos de México, por tener grandes bailarines que son reconocidos en el mundo”.

Durante su intervención, Elisa Carrillo resaltó que la fundación que creó se propuso promover en nuestro país el gusto por la danza, contribuir a elevar la calidad de esta disciplina en México y apoyar el talento de niñas, niños y jóvenes dentro de este arte. Al llevar a cabo sus tareas, ha considerado justo y necesario reconocer a las personas que de manera sobresaliente contribuyen al desarrollo del arte y en especial de la danza en nuestro país. Para ello se ha establecido el Premio Benefactor de las Artes.

“Este año se ha dedicado a dos maestros y coreógrafos que han dedicado su vida a trabajar por el desarrollo de la danza en nuestro país como bailarines, creadores de coreografías y en la formación de infantes y jóvenes en la danza. Los galardonados son Nellie Happee y Carlos López, ambos conocidos en el medio dancístico mexicano”.

Recordó que fue gracias a las cartas de recomendación de ambos coreógrafos que pudo viajar al extranjero para continuar con sus estudios dancísticos. “El premio se les entrega con mucho cariño, porque son ya personas importantes en la historia de la danza en nuestro país, quienes han dejado un legado que seguirá siendo parte de nuestra querida Compañía Nacional de Danza”.

Por su parte, Nellie Happee, con su acostumbrado buen humor, rememoró cuando Carrillo fue su alumna. “Recibir este reconocimiento de una pequeña con gran talento es maravilloso. Ella gozaba al bailar y uno gozaba viéndola bailar. Conocer la carrera internacional que ha hecho y cómo ha puesto el nombre de México en alto nos enorgullece a todos”.

Con igual buen humor, Carlos López aseguró que, a pesar de su retiro de la danza, sigue amando esta disciplina con la misma fuerza desde el día en el que la descubrió, a los seis años. “Agradezco haber tenido una carrera tan divertida que llenaba todas mis expectativas y que amé intensamente”, concluyó.

0
0
0
s2sdefault

Escribir un comentario

COMENTA, NOS INTERESA TU OPINIÓN SOBRE EL ARTÍCULO


NUESTROS OPINADORES

 

 

 

 

 

 

rss

feed-image Entradas del canal electrónico

Free Joomla templates by L.THEME